ACALI Unidad de Desintoxicación

¿QUE ES EL SINDROME DE ABSTINENCIA ALCOHOLICA?

El estado de abstinencia alcohólica se refiere a un conjunto de síntomas que se pueden presentar debido a la interrupción repentina del consumo de alcohol, después de una ingestión crónica o prolongada.

El consumo de alcohol por un periodo prolongado de tiempo puede provocar dependencia física. Sin embargo, es importante tener en cuenta que aunque r...ara vez, puede suceder que la ingesta de cantidades muy importantes de alcohol aunque el periodo no sea tan prolongado, también puede generar dependencia física. Cuando el paciente que ha desarrollado dependencia suspende o incluso disminuye el consumo, sufre numerosas manifestaciones clínicas, que se conocen como síndrome de abstinencia.

El estado de abstinencia alcohólica generalmente se presenta en adultos, aunque también puede presentarse en los adolescentes. Esto sucede cuando una persona, que consume alcohol en exceso, suspende el consumo del alcohol repentinamente y los síntomas se presentan, por lo general, de 5 a 10 horas después de disminuir ingestión de alcohol, aunque también puede manifestarse 7 a 10 días después. Generalmente, se considera que el consumo excesivo de alcohol equivale al consumo de alrededor de tres litros y medio de cerveza o alrededor de medio litro de licor con alto contenido alcohólico por día, durante una semana o al uso habitual de alcohol que afecta la rutina diaria de una persona.

La probabilidad de desarrollar los síntomas de esta condición aumenta a medida que la ingesta de alcohol también aumenta y si la persona tiene otros problemas médicos, la probabilidad de desarrollar síntomas de abstinencia graves también aumenta.

Los síntomas psicológicos leves a moderados son:
-Nerviosismo
-Sensación de inestabilidad
-Ansiedad
-Irritabilidad o excitación fáciles
-Volatilidad emocional, cambios emocionales rápidos
-Depresión
-Fatiga
-Dificultad para pensar con claridad
-Pesadillas

Los síntomas físicos leves a moderados son:
-Dolor de cabeza general y pulsaciones
-Sudoración, especialmente en las palmas de las manos o la cara
-Náuseas
-Vómito
-Pérdida del apetito
-Insomnio, dificultad para dormir
-Palidez
-Frecuencia cardiaca rápida (palpitaciones)
-Las pupilas de los ojos de diferente tamaño (alargadas, dilatadas)
-Piel pegajosa
-Movimientos anormales
-temblor de las manos
-movimientos involuntarios anormales de los párpados

Tratamiento

Al ser el Alcoholismo una enfermedad compleja, es necesario un tratamiento multidisciplinario.

Los objetivos del tratamiento se dirigen a manejar los síntomas inmediatos de la abstinencia para prevenir las complicaciones e iniciar un tratamiento preventivo a largo plazo.

El tratamiento inmediato implica: mejoramiento de los síntomas, observación constante y monitoreo frecuente de las condiciones y funciones físicas. Normalmente se requiere la hospitalización. Se lleva a cabo un monitoreo frecuente de la función cardiaca, la función respiratoria y del estado físico en general, midiendo los signos vitales (temperatura, pulso, frecuencia de la respiración, presión sanguínea), los líquidos y los electrolitos (químicos en el organismo, tales como el sodio y el potasio).

Los síntomas pueden progresar rápidamente y convertirse en una situación de emergencia. Se pueden necesitar sedantes y depresores del sistema nervioso central, los cuales se suministran en dosis moderadamente altas. Para el tratamiento se requiere que la persona esté moderadamente sedada, durante una semana o más hasta que se complete el período de la abstinencia. Las benzodiazepinas son las que normalmente se usan para reducir los síntomas fisiológicos, como por ejemplo la presión sanguínea y los síntomas psicológicos como la ansiedad. Durante este período, la persona no puede consumir alcohol. Mientras tanto se monitorean los signos de la abstinencia complicada de alcohol y se realiza el tratamiento adecuado de los signos.

Es poco común que ocurran alucinaciones sin que haya otros síntomas de complicaciones. Las alucinaciones se tratan de manera similar a cualquier episodio psicóticoagudo con hospitalización y medicamentos antipsicóticos, cuando sea necesario.

También son necesarios los exámenes y el tratamiento para otros problemas médicos asociados con el uso del alcohol. Los trastornos pueden ser: enfermedad hepática alcohólica, trastornos en la coagulación de la sangre, neuropatía alcohólica, trastornos cardíacos (tales como cardiomiopatía alcohólica), síndromes cerebrales crónicos (tales como el síndrome de Wernicke-Korsakoff) y desnutrición.

Frecuentemente, se recomienda una rehabilitación cuando hay consumo de alcohol o alcoholismo que puede comprender: intervenciones psiquiátricas, apoyo social, como por ejemplo ACALI u otros centros especializados,medicamentos y cambios de comportamiento.

Situaciones que requieren asistencia médica

Se debe buscar asistencia médica o ayuda de emergencia si los síntomas indican estado de abstinencia del alcohol, especialmente si la persona tiene una historia de consumo habitual de alcohol o ha suspendido su ingestión después de un período excesivo de consumo de alcohol. Este estado es grave y se puede convertir rápidamente en una situación de emergencia.

También se debe buscar asistencia médica si persisten los síntomas después del tratamiento; además se recomienda acudir al servicio de emergencias, si se presentan síntomas como: convulsiones, fiebre, delirio o confusión severa, alucinaciones y latidos irregulares del corazón.